Doe Run forma un lobby para batalla legal contra Perú

Versión para impresión
La Oroya y Doe Run

Doe Run forma un lobby para batalla legal contra Perú
Frente a la batalla legal con el gobierno peruano por los graves daños ambientales causados en La Oroya, el Grupo Renco del multimillonario Ira Rennert, propietaria de Doe Run, reunió a un lobby con ocho empresas de Washington.

En tan solo unos meses, Renco consiguió este equipo que incluyen ocho firmas conformadas por miembros del Congreso, tanto del partido republicano como demócrata, así como ayuda del mismo equipo técnico del presidente Barack Obama.

Según informó el periódico virtual “Huffington Post”, Renco contrató a los lobbistas Donald Payne y Spencer Bachus –que tienen influencias públicas– los que en enero escribieron cartas al Departamento del Tesoro de Estados Unidos para explicar la situación de Doe Run y su disputa con el Estado Peruano.

DRP es cosa seria
El artículo escrito por Sunlight Foundation, asegura que la conformación de este equipo muestra cómo los intereses privados crean estratégicamente grupos de presión con conexiones con información privilegiada de los funcionarios de gobierno, para así influir en las políticas públicas.

“Sin embargo, debido a que los grupos de presión no están obligados a revelar la identidad de los miembros del Congreso que han contactado, y porque ninguno de los grupos de presión Renco Group quiso comentar para este artículo, sólo podemos señalar las conexiones entre los grupos de presión y los miembros del Congreso que actuaron en la empresa", señala el artículo.

El equipo que está trabajando en favor de la empresa metalúrgica también ha enviado cartas al secretario encargado de ver temas del Tesoro en el Congreso, Timothy Geithner; y a la congresista Hillary Clinton, secretaria para casos de Estado a quienes expresa que el asunto de Doe Run es un tema serio.

“Geithner habría prometido realizar un acercamiento a las autoridades peruanas para informarse de primera mano de este asunto”, dijo Alexander Laverne, actual jefe de gabinete del lobbista Payne.

No es la primera vez de Renco
Según revela el artículo, el caso de Doe Run en Perú no es primer problema legal que enfrenta el Grupo Renco en perjuicio al medio ambiente, y por el cual ha tenido que crear un equipo de lobbistas que lo ayude a solucionar sus problemas.

En 1998, la Agencia de Protección Ambiental calificó a la filial de Renco, la MagCorp con sede en Utah, como una de los mayores contaminantes en el país.

Mientras que en 2010, su subsidiaria de Doe Run, con sede en San Louis, acordó gastar US $ 65 millones para hacer que las operaciones de sus instalaciones de Missouri en el cumplimiento de las regulaciones ambientales, y acordó una pena de $ 7,000,000 de reparación civil para romper una serie de leyes ambientales.

En respuesta a las cartas de Bachus y Payne, Marisa Lago, Secretario Asistente del Tesoro de los Mercados Internacionales y el Desarrollo, escribió el 15 de febrero que "nuestra embajada ha estado en contacto con el Gobierno del Perú en varias ocasiones diferentes con respecto a este caso, haciendo hincapié en que esperamos que haga un esfuerzo de buena fe para trabajar con DRP para resolver las cuestiones financieras y ambientales pendientes”.

La quebrada agencia en Lima está considerando reestructurar la compañía para no tener que liquidar sus activos. Por ello, Doe Run ha presentado su intención de iniciar un arbitraje a través de los Estados Unidos en un Acuerdo de Promoción Comercial con Perú. Este acuerdo permite una resolución neutral de las disputas ante una corte internacional, un hecho mencionado por el Lago en sus cartas a Payne y Bachus.

Fuente: La República